mayo 23, 2022

Región 22

Periodismo Social

Opinión| Función de Box entre arena y cal

3 minutos de lectura

COLUMNA EDITORIAL

Del Plato a la Boca…
Foto: Facebook

El piso 8 del Hospitas Moscati, propiedad de los mismos dueños del Hospital San José, será la sede la noche de este viernes de una función de box.

Un piso aún en obra negra, con personal de la construcción subiendo y bajando de pisos, escaleras sin terminar, elevadores manchados de arena y cal y tablas de madera por doquier, será el escenario de esta función de box que ofrece la empresa Be-Bold, propiedad, lo mismo que del hospital, de la familia Borbolla.

Previo a esta función, mucho se habló de los permisos de las autoridades municipales para llevar a cabo el espectáculo, pues cabe recordar que en Octubre del 2020, la otra sucursal, el Hospital San José que opera en el municipio de Querétaro, fue clausurado en una área después que se descubriera que en sus instalaciones se realizó una pelea de box clandestina en plena pandemia de COVID-19.

Así lo ratificó en su momento el secretario de gobierno del municipio de Querétaro, Apolinar Casillas, quien informó que dicha pelea de box se llevó a cabo en el piso H del Hospital San José ubicado en Paseo Constituyentes.

De acuerdo con reportes de las autoridades, el evento se realizó con un aforo de aproximadamente 400 personas, quienes acudieron al lugar con boleto pagado.

Incluso, el evento se difundió en redes sociales, donde se promocionó que la pelea se llevaría a cabo en el Piso H de la Torre Médica de esa institución, donde se montó un ring de pelea con una producción de luces y sonido, apuestas y alcohol.

Curiosamente, la pelea estelar del evento se llevó entre Enrique Borbolla, familiar del dueño del establecimiento, contra Jorge “El Tigre” Licea, misma que tuvo un costo de aproximadamente 500 pesos por boleto.

La venta de bebidas alcohólicas, fue la cereza en el pastel de este clandestino evento, razón tambien por la cual fue clausurado.

“Yo quiero dejar muy claro que nosotros no otorgamos absolutamente ningún permiso para tal evento y que podríamos decir que ocurrió en la clandestinidad», dijo en su momento el Secretario de Gobierno.

Cambian de sede

A casi dos años de esa pelea, cambian de sede al Hospital Moscati. En rueda de prensa expresaron sus organizadores, puntualmente Enrique «El Diamante» Borbolla, empresario y boxeador, tener los permisos necesarios del municipio para llevar a cabo el evento.

Según su aforo para Protección Civil en este evento, será de 300 a 350 personas, sin contemplar a personal de staff, seguridad, paramédicos y de servicios.

En cuanto a medios de comunicación, y justificando el aforo, enviaron lo siguiente:

«Estimados compañeros, me acaba de llamar Diamante (Enrique Borbolla) para comentarme que lamentable no habrá acceso a medios de comunicación el día de mañana (Viernes) debido a que Protección Civil le solicito reducir el aforo de la función y pues ya tiene todo el boletaje vendido. Por lo tanto, les pido una disculpa por esta situación, de antemano es algo que no está en mis manos y en verdad lo lamento».

Lamentable no tener acceso para medios de comunicación. Ojalá y sea por tema de Protección Civil y no por otras razones que lleven a repetir la historia de lo sucedido en el clandestino evento del 2020.